MARZO 14 DE 1952

En noches pasadas vi descender desde la "Osa Mayor" una sierpe de color verde. "Algo malo", me dije, "algo duro para mí". Esa sierpe verde era la matriz de un mal acontecimiento que me aguardaba.

Y en realidad, hoy viernes 14 de Marzo se me cumplió al pie de la letra ese mal acontecimiento: fui encerrado en la cárcel municipal de Ciénaga en forma injusta. Yo destruí la sierpe verde, y por eso creo que pronto triunfaré y saldré libre.

Estoy escribiendo estas letras en la cárcel, aquí solo oigo palabras inmodestas y vulgares, aquí solo se habla de crimen y de vicios... esto es repugnante... yo sin embargo permanezco sereno así debe ser el Iniciado.

Hay que aprender a sonreír en medio de las adversidades. Hay que aprender a vivir como "Daniel" en el pozo de los leones. ¡Qué bella es esta maravillosa escuela de la vida!... ¡Ya vendrá la nueva era y habrá luz, y sabiduría, y belleza!

"Más antes de todas estas cosas os echarán mano, y perseguirán, entregándonos a las sinagogas, a las cárceles, siendo llevados a los reyes y a los gobernadores por causa de mi nombre" (Vers. 12, cap. 21, San Lucas). Así persiguieron a los profetas que fueron antes de nosotros; por ello nosotros, los héroes de la luz no debemos temer...

Leamos las prisiones de Pablo, para que nos demos cuenta cuanto han sufrido los profetas que fueron antes de nosotros.

Esta tarde parece el Sol hundirse ya en el Oeste, y todavía sigo encerrado en la prisión. Los presos y los guardianes hablan, y hablan cosas horribles... Acabo de recibir visita de una "discípula" mía; es una dama muy sufrida, su visita me alegró mucho... Los hijos de la Luz formamos una fraternidad universal.

Al fin amaneció el nuevo día en esta cárcel. Anoche me instruía mi "Intimo" y me decía que en estos instantes necesitaba una mente de "abogado" y de "sajón". Tiene razón el INTIMO, porque en estos momentos necesito defenderme de mis verdugos... necesito en estos instantes tener el pensamiento exacto y el concepto preciso.

La mañana está turbia y algunos presos hablan con los guardianes a través de las rejas. Una ramera permanece sentada; se habla de todo, también se hablan porquerías.

Hoy he estado pensando en aceptar la oferta de mi discípulo Israel Bermúdez. Este Hermano me ofreció una vivienda campesina, para que yo viviera en ella con mi familia... Yo había pensado permanecer en Ciénaga por tiempo indefinido, pero me es imposible; estos verdugos de la ciencia oficial, estos tenebrosos, no me dejan en paz, me odian de muerte por haber escrito «El Matrimonio Perfecto» y «La Revolución de Bel», y andan buscando la manera de causarme daño. El peor delito de que me acusan es cumplir con la sabiduría del Evangelio: curar a los enfermos. Los médicos oficiales están en guerra contra mí.

Apenas salga de esta cárcel, viajaré a Fundación con el propósito de hablar con mi discípulo Israel Bermúdez y aceptar su oferta. Allí en el campo a pocos kilómetros de Fundación, podré vivir en paz en contacto con la gran madre natura "ISIS", María o Maya... Puede que allí los verdugos de la ciencia oficial me dejen en paz.

Esta ciencia del siglo XX es tenebrosa... Ahora los médicos de la ciencia oficial tienen bajo sus ordenes ejércitos de la policía... y encarcelan y martirizan... y los "sanitarios" hacen demostraciones de su poderío policial. ¡Qué ridícula resulta esa mezcla de la medicina con las bayonetas! La sagrada ciencia de Hipócrates, y de Galeno, y de Paracelso, se ha vuelto "cárceles" y gendarmes y fusiles... ¡Qué horrible profanación!... todo en este siglo XX es tenebroso... yo tengo mis ojos puestos en los hijos de Acuario...

Hoy me defendí ante mis jueces, y mi defensa fue tan brillante que causó asombro. Yo mismo me asombré de lo que dije.

"Poned pues en vuestros corazones no pensar antes cómo habéis de responder".

"Porque yo os daré sabiduría, a la cual no podrán resistir ni contradecir todos los que se os opondrán".

"Más seréis entregados aún de vuestros padres y hermanos, y parientes, y amigos; y matarán a algunos de vosotros".

"Y seréis aborrecidos de todos por causa de mi nombre".

"Más un pelo de vuestra cabeza no perecerá".

"En vuestra paciencia poseeréis vuestras almas" (Vers. 14, 15, 16, 17, 18 y 19, cap. 21, San Lucas).

Este siglo XX es época de imprecedentes tinieblas; jamás se había conocido una Era tan negra. Por donde quiera se oyen guerras y rumores de guerras. Las gentes solo hablan de matar y ser matadas; esa palabra "matar", o "lo mataron", o "mató", solo se oye en aquellos planetas donde la evolución humana ha fracasado. Esa es una palabra horrible del "Avitchi". En la Luna negra o "Lilith" y en la Tierra, esa palabra se oye por todas partes. Hoy en nuestra Tierra no hay lugar donde uno no escuche esa repugnante palabra. Todo esto prueba el horrible fracaso de nuestra evolución terrestre. La evolución humana fracasó. Por donde quiera se ven ejércitos armados. Esta civilización corrompida será destruida a sangre y fuego. Nuestro Señor, el Cristo, lo hablo claro en los siguientes versículos:

"Y cuando viereis a Jerusalem cercada de ejércitos, sabed entonces que su destrucción ha llegado".

"Jerusalem simboliza toda nuestra tierra actual, o mejor dijera, toda nuestra presente civilización".

"Entonces los que estén en Judea huyan a los montes, y los que en medio de ella váyanse; y los que estén en los campos no entren en ella".

"Porque éstos son días de venganza: para que se cumplan todas las cosas que están escritas" (Versículos 20, 21, 22, Cap. 21, San Lucas).

Antes de poco estallarán la tercera guerra mundial y será destruida la presente civilización, a sangre y fuego. La Tierra entera se convertirá en un gigantesco cementerio donde solo se verán cruces, cruces, y cruces... Y plantaremos la bandera de Acuario sobre las humeantes ruinas de ese enorme cementerio...

La nueva Era es un parto de la naturaleza, todo parto es doloroso. Solo un selecto grupo de almas, podrá tener cuerpo físico en Acuario; y habrá luz, y sabiduría, y belleza; esta es la primera resurrección, porque la segunda será en Sagitario.

"Bienaventurado y Santo el que tiene parte en la primera resurrección; la segunda muerte, no tiene potestad en éstos; antes serán sacerdotes de Dios y de Cristo, y reinarán con él mil años" (Vers. 6 Cap. 20, Apocalipsis).

La suma de mil años se descompone cabalísticamente, así: 1 + 0 + 0 + 0 = 1; o sea, una edad, esa edad dura 2.000 años. Durante esos dos mil años de Acuario, los selectos humanos serán sacerdotes de Dios y de Cristo, y reinaran con él durante todo Acuario. Desaparecerán las fronteras, y la Tierra entera será una sola patria de amor y fraternidad.

Pero en Capricornio vuelve otra edad negra y las almas malvadas que actualmente están entrando al abismo, volverán nuevamente a encarnarse en nuestra Tierra, y se les dará entonces otra magnifica oportunidad para que se arrepientan de sus maldades.

"Y cuándo los mil años fueren cumplidos, Satanás será suelto de su prisión".

"Y saldrá para engañar las naciones que están sobre los cuatro ángulos de la Tierra, a Gog y a Magog, a fin de congregarlos para la batalla, el número de los cuales es como la arena del mar".

"Y subieron sobre la anchura de la Tierra y circundaron el campo de los Santos, y la ciudad amada: Y de Dios descendió fuego del cielo y los devoró" (Versículos 7, 8, 9, capítulo 20, Apocalipsis).

En Capricornio se les dará a las almas-demonios otra oportunidad para que se arrepientan. Y hasta al mismo Javhe se le dará cuerpo físico. Y Javhe nacerá en tierras de Judá, y los judíos lo presentarán como Mesías, ellos dirán que ése era el Mesías que aguardaban, y hará Javhe milagros y prodigios engañosos; y entonces las almas totalmente irredentas volverán con Javhe al abismo para siempre... Y en el abismo pasarán esas almas por la muerte segunda. Esas personalidades separadas del "Intimo" se irán desintegrando poco a poco entre el llanto y el crujir de dientes.

"Y el diablo que los engañaba fue lanzado en el lago de fuego y azufre, donde está la bestia y el falso profeta; y serán atormentados día y noche para siempre jamás", (Vers. 10, Cap. 20, Apocalipsis).

Este acontecimiento se realizará al iniciarse la Era de Sagitario, dentro de 4.000 años, y algunas fracciones de tiempo. Irá este acontecimiento acompañado del hundimiento de los actuales continentes; habrá un cambio geológico total.

"Y vi un gran trono blanco y al que estaba sentado sobre él, delante del cual huyó la tierra y el cielo; y no fue hallado el lugar de ellos".

"Y vi los muertos grandes y pequeños que estaban delante de Dios; y los libros fueron abiertos; otro libro fue abierto, el cual es de la vida; y fueron juzgados los muertos por las cosas que estaban escritas en los libros, según sus obras" (Vers. 11 y 12 Cap. 20, Apocalipsis).

Los muertos vivientes, aquellos que fueron juzgados, son las almas malvadas separadas del "Intimo". El libro de la vida es el libro de los iluminados; y todos los libros kármicos existen en el plano astral. Cada alma tiene su libro, donde están escritas sus cuentas.

"Y el mar dio los muertos que estaban en él y la muerte y el infierno dieron los muertos que estaban en ellos; y fue hecho juicio de cada uno según sus obras".

"Y el infierno y la muerte fueron lanzados en el lago de fuego. Esta es la muerte segunda".

"Y el que no fue escrito en el libro de la vida fue lanzado en el lago de fuego" (Ver. 13, 14, 15, Cap. 22, Apocalipsis).

La muerte segunda es la desintegración de las personalidades perversas separadas del "Intimo", el lago de fuego es el abismo, o Avitchi, un plano de conciencia sumergido.

En todas estas cosas he estado meditando en el día de hoy; ya el Sol se está ocultando, y yo todavía en esta cárcel.

Publicado en Apuntes secretos de un Gurú

ImprimirCorreo electrónico

Capitulos Relacionados

Con un click en la publicidad apoyas este proyecto

La Biblioteca Gnóstica es un servicio gratuito
Tu donativo ayuda a mantenerlo activo

Realizalo de manera segura
a traves de PayPal