REVELACIONES KABALISTAS Y ALQUIMISTAS DEL PATRIARCA

Discípulo. Revelaciones Kabalisticas y Alquimicas del Patriarca ...Gravitacional... Revelaciones Kabalisticas y Alquimicas del Patriarca ...donde usted parece que daba a entender que su Centro de Gravedad estaba en Yesod, y que el Centro de Gravedad de la Gnosis (“El Mensaje de Acuario” del Maestro Samael), tiene su Centro de Gravedad en el Hijo del Hombre, en Tiphereth, y que es semejante, o igual, al Centro de Gravedad de la Enseñanza que dio el Gran Kabir Jesús. ¿Estoy en lo correcto o estoy equivocado, Maestro?

Maestro. Pues, estás en lo correcto. Es claro que TODA RELIGIÓN confesional TIENE SU CENTRO DE GRAVEDAD específico. Si estudiamos juiciosamente el Buddhismo Esotérico y Trascendental, podemos evidenciar que es demasiado abstracto, demasiado profundo, que pertenece a ciertos Estados de Kether, trascendentales. Esto nos permite deducir, con pleno acierto, que el Centro de Gravedad específico DE LA RELIGIÓN BUDISTA, ES KETHER, el Anciano de los Días, el Viejo de los Siglos...

Ahora bien, si analizamos la RELIGIÓN EGIPCIA, o NAHUA (AZTECA), MAYA o ZAPOTECA, PERSA o CALDEA, descubrimos el Centro de Gravedad específico en YESOD (ya sabemos, entre paréntesis, que la Piedra Cúbica de Yesod es el Sexo, y que tal Sephiroth se halla ubicado, exactamente, en los órganos sexuales).

Mas si estudiamos cuidadosamente el ESOTERISMO CRISTIANO, descubrimos el Centro de Gravedad específico en TIPHERETH, el Hijo del Hombre. Y es a la luz de su Sephiroth como debemos nosotros, tratar de comprender la mística del Cristianismo Auténtico.

Ya sabemos nosotros que KETHER, como Sephiroth, es, dijéramos, el Punto Matemático, el Anciano de los Siglos, la Verdad de las verdades, lo Oculto de lo oculto, la Misericordia de las misericordias. CHOKMAH es el segundo aspecto Logoico, el Chrestos, el Segundo Logos. BINAH es el Tercer Logos, el Espíritu Santo, el Paracleto, el Shiva de los Indostanes.

Estudiando a algunos Kabalistas, descubrimos ciertos errores; hay alguien (cuyo nombre no menciono), que enfatiza la idea de que Chokmah es masculino y que Binah es femenino; y quiere poner a Chokmah y Binah como las dos Columnas del Templo, algo así como el Jakin-Bohaz de la Masonería.

Es indiscutible de que tal autor se halla equivocado. Porque resulta que BINAH, en sí mismo, ES MASCULINO Y FEMENINO: Polarizado en forma masculina es el SHIVA de los Indostanes; pero desdoblándose a sí mismo se convierte en la SHAKTI, es decir, en la Divina Madre Kundalini, en esa Isis o Marah que aparece en el Cristianismo, pues, en terribles sufrimientos, con siete puñales clavados en el corazón. De manera que Binah, en sí mismo, se convierte en nuestro PADRE que está en secreto y en nuestra DIVINA MADRE.

Así pues, considerando al Logos como Brahma, Vishnu y Shiva, o como Kether, Chokmah y Binah, forman una Trinidad perfecta dentro de la Unidad; en conjunto es lo que podríamos llamar el “Padre”. Y si miramos a Binah, desdoblándose en la Shakti Potencial, pues, obviamente, tenemos al LOGOS Y SU ESPOSA: Al Padre que está en secreto y a nuestra Divina Madre Kundalini Shakti.

Y ya se sabe que el Padre, en sí mismo, y la Madre, vienen a encontrarse, propiamente, en Yesod; en alguna forma se hallan relacionados con Yesod, debido a que rigen la Creación. MALKUTH, el Reino, el Mundo Físico, no podría existir sin la Fuerza de Yesod, es decir, sin el Potencial Vital Sexual de ese Sephiroth.

Incuestionablemente tiene, pues, el Logos que utilizar ese Sephiroth (Yesod), para poder crear, para reproducir a todas las especies, a todas las cosas, para dar forma a todo lo que es, ha sido y será...

Hay un Sephiroth Secreto que es DAATH. Y se encuentra precisamente en Yesod; ese Sephiroth Secreto es en cuestión de Tantrismo, todo ese Conocimiento Tántrico que debidamente utilizado nos permite la Autorrealización Íntima del Ser.

Así pues, el PRIMER TRIÁNGULO: Kether, Chokmah y Binah, es el Padre en síntesis, indivisible. Luego viene el SEGUNDO TRIÁNGULO, y es conveniente entenderlo: Chesed, Geburah y Tiphereth; incuestionablemente, el Segundo Triángulo es Crístico, y el centro básico del Segundo Triángulo, su centro nuclear, dijéramos, fundamental, es Tiphereth. Chesed, Geburah y Tiphereth, es el Espíritu Triuno Manifestado (Hijo del Padre), pero su centro básico, estructural, es precisamente el Alma Humana, Tiphereth.

Luego viene el TERCER TRIÁNGULO, el Tercer Triángulo, pues, está formado por Netzach, Hod y Yesod. Netzach es propiamente el Mental, la Mente; Hod es el Astral; Yesod es el Asiento Sexual, o el Asiento Vital Orgánico del cuerpo físico; por último tenemos a Malkuth, que es el Físico. Pero, bueno, lo cierto es que el Centro Gravitatorio del Tercer Triángulo es Yesod (centro de la Magia Práctica, ¿no?); Malkuth es un Sephiroth desprendido...

Bien, ahora, lo que no debemos perder de vista es lo siguiente: Que si bien es cierto que el Buddhismo tiene como Centro de Gravitación al Viejo de los Siglos, al Kether de la Kábala hebraica, no por eso deja de ser menos cierto el Buddhismo Tántrico, sin el cual no se podría jamás llegar a la Iniciación de Kether, ¿no? Ese Buddhismo Tántrico tiene su base en Yesod, en el Sexo (ya sabemos que el Buddhismo Tántrico, pues, es el que se necesita para llegar a la Autorrealización Íntima del Ser).

Bien, continuando un poco por este camino de los Grandes Misterios, venimos a descubrir en las Religiones Egipcias a Yesod. Pero no quiere decir, por ese motivo, que Yesod (la Base o el Fundamento de todo este Universo, que es el Sexo), sea lo único de lo cual se ocupen las Religiones Persas, Egipcias, Aztecas, etc., etc., ¡no! Ya sabemos nosotros que en el fondo se encuentra la Doctrina purísima de un Quetzalcóatl, el Cristo Cósmico Mexicano...

Ahora por ejemplo, en el Cristianismo auténtico podemos nosotros ver, con claridad meridiana, como Centro de Gravedad al Hijo, a Tiphereth; pero si ahondamos en el Esoterismo Cristiano, descubrimos nosotros el Gran Arcano en la misma Cruz del Redentor, puesto que ya sabemos que el palo vertical es masculino, el horizontal lo es femenino, en el cruce de ambos se halla la clave de todo poder; sobre la Cruz está el INRI (Ignis Natura Renovatur Integram); así pues, tal Tantrismo, es el fondo de todo ese Cristianismo Auténtico, Verdadero ¿no? Conviene, pues, entender todo eso...

D. Mencionaba usted, Maestro, explicaba algo que es muy importante al dar la Enseñanza a los neófitos. Le preguntaba yo sobre la Inmaculada Concepción de la Virgen, a lo que usted contestó que para esto hay que conocer la Kábala, y que solamente con un conocimiento a fondo de los Diez Sephirotes, de los Tres Triángulos y de Malkuth, puede uno intuir la Inmaculada Concepción de la Madre de Dios; ya que está usted hablando sobre esto, ¿quisiera usted repetir ese concepto, por favor?

M. Con el mayor gusto vamos a dar respuesta. Es claro, que EN MODO ALGUNO PODRÍA ENTENDERSE EL MISTERIO DE LA SAGRADA CONCEPCIÓN, SI NO CONOCIÉSEMOS DE VERDAD, EL ÁRBOL DE LA VIDA.

Ya dijimos que el Primer Triángulo, el Logoico, está constituido por Brahma, Vishnu y Shiva, Padre, Hijo y Espíritu Santo, el Kether, Chokmah y Binah kabalísticos; también dijimos que Binah, Tercer Sephiroth, se desdobla en la Divina Madre Kundalini; Shiva se desdobla, en su Esposa; así pues, la Divina Madre Kundalini es la Diosa, Ella, en sí misma, es el Aspecto Femenino de Shiva, el Aspecto Femenino de Binah, la Esposa del Espíritu Santo; después vienen los demás Sephirotes, como ya dijimos.

En todas las teogonías se pinta siempre a una Isis con el niño Horus en sus brazos; a Venus con Cupido; a Marah o María con su niño Jesús, el Salvador, en sus brazos; es claro que de Ella y de Él vienen los demás Sephirotes; Él se desdobla en ella, su Esposa; Ella se desdobla en Chesed, en Geburah y por último en Tiphereth; siendo Tiphereth el Centro Gravitatorio básico del Segundo Triángulo.

De manera que ese Tiphereth, ese niño, es el que Ella, la Isis-María, lleva en sus brazos (su niño). Claro que ese niño tienen que venir al mundo, y viene cuando todo está preparado. Se ha dicho que “nace en un pesebre o establo”; las gentes piensan en un establo, por allá, situado en una aldea, ¡no!

Ante todo, es bueno saber, que el Belén ése, donde se dice que nació el niño, la pequeña aldea, no existía en la época de Jesús de Nazareth... Si analizamos la palabra “BELÉN”, tiene su raíz en una etimología Caldea: “Bel”, que significa “TORRE DEL FUEGO”. Así pues, esto es simbólico, pues, todo está dentro de nosotros mismos...

Se hace necesario ante todo crearse un Cuerpo Astral, porque todo el mundo no nace con el Cuerpo Astral; ya sabemos que es posible crearlo mediante las transformaciones del Mercurio de la Filosofía Secreta; después crearse el Mental, que es el Cuerpo de la Razón Objetiva; y por último fabricar el Cuerpo de la Voluntad Consciente...

Así pues, cuando ya posee uno los Cuerpos Físico, Astral, Mental y Causal, todo está listo como para recibir al Niño; sin embargo, MUCHOS PODRÍAN, por ejemplo, darse el lujo de CREARSE ESOS VEHÍCULOS, de poseer un cuerpo físico sano, fuerte y vigoroso; un magnífico Cuerpo Astral, un extraordinario Cuerpo Mental y el Cuerpo Causal, Y SIN EMBARGO, NO POR ESO, ENCARNAR AL NIÑO (al Niño que la Divina Madre lleva en sus brazos).

En ese punto hay algo muy sutil, muy delicado, que fácilmente se escapa a cualquier Kabalista; PODRÍAMOS CONFUNDIR AL TIPHERETH kabalístico propiamente, CON EL CUERPO CAUSAL, he ahí el peligro que hay en esto. Sólo analizando un poquito los pasajes, por ejemplo, de las “Epístolas de Pablo a los Corintios”, podríamos aclarar esta cuestión...

Pablo dice que “existe el HOMBRE TERRENAL y el HOMBRE CELESTIAL”. Incuestionablemente, el Terrenal está constituido por el Físico, con su Asiento Vital Orgánico (naturalmente que forman un todo único); luego Hod (el Vehículo Sideral, o el Cuerpo Kedsjano, del cual nos hablara Gurdjieff), el Mental o Cuerpo de la Razón Objetiva, y por último, el Cuerpo de la Voluntad Consciente; esto es lo que podríamos definir como “Hombre Terrenal”.

Ante todo, si queremos que venga Tiphereth (el Hijo) al mundo, se necesita que pase a existir el Hombre Verdadero, el Hombre Terrenal, porque el humanoide común y corriente todavía no es Hombre, cree que lo es, pero todavía no lo es; sólo cuando uno se ha dado el lujo de crearse los Cuerpos Existenciales del Ser, puede ser denominado entonces “Hombre”, aunque sea Terrenal, pero “Hombre”.

El Segundo Hombre del cual nos habla Pablo de Tarso, es el Celestial, y Pablo es muy sabio en esto; Pablo nos dice que “así como pudimos atraer la imagen del Terrenal”, es decir, crear al Hombre Terrenal, que “así debemos atraer a nosotros la imagen del Hombre Celestial”, es decir, del HIJO DEL HOMBRE.

ALGUIEN PUEDE HABER RECIBIDO, por ejemplo, LA QUINTA INICIACIÓN DEL FUEGO, Y SIN EMBARGO, NO POR ESO, HA ENCARNADO, EN SÍ MISMO, AL HIJO DEL HOMBRE; por lo común, el nacimiento del Hijo del Hombre viene después de haber pasado por la Quinta Iniciación del Fuego; es muy “detalladito” esto, muy delicado y sólo a base de una rigurosa observación, puede evitar uno el caer en el error.

Propiamente, el Advenimiento del Hijo del Hombre es una Gracia del Altísimo; VIENE EL HIJO DEL HOMBRE, en sí mismo, cuando debe cumplir alguna misión específica sobre la Tierra. CUANDO EL INICIADO, realmente, HA AGARRADO el Camino..., LA DIRECTA, para ser más claros, el Camino que puede conducirle a la Liberación Final...

Viene a un ESTABLO HUMILDE, nace, pues, en un “pesebre” entre los ANIMALES DEL DESEO; es claro, que cuando entra en el “establo”, el “establo” todavía no está limpio, porque el Iniciado no ha tenido tiempo aún de disolver los elementos animales que lleva dentro. El Niño nace, pues, muy débil; ha sido concebido por obra y gracia del Tercer Logos y de la Divina Madre que lo llevó en sus brazos; viene hecho un niño recién nacido y tiene que crecer y desarrollarse...

Conforme vamos eliminando los elementos inhumanos Él va creciendo y se va desarrollando; en principio no se nota el cambio en el Iniciado que ha tenido la dicha de encarnar al Hijo del Hombre; aparentemente es el mismo personaje, sus debilidades poco más o menos son las mismas, el cambio de inmediato no se nota porque el Niño nace muy débil; pero Él tiene que someter todas las cosas, tiene que eliminar a los Animales del Deseo, y lo hace con la ayuda de su Divina Madre Kundalini; Él tiene que trabajar mucho hasta someter todas las cosas al Padre; lo último que hace es VENCER A LA MUERTE, porque Él siempre vence a la muerte.

Después que ha sometido todas las cosas, que ha desintegrado todos los elementos inhumanos que llevamos dentro, después que ya ha eliminado del Reino Interior todo lo indeseable, entonces Él mismo se somete al Padre; su obra póstuma es vencer a la muerte, destruirla.

Así pues, Él Resucita en el Padre y el Padre Resucita en Él, porque “el Hijo es uno con el Padre y el Padre es uno con el Hijo, y quien ha visto al Hijo ha visto al Padre”...

Es claro, que al venir Él al mundo será rechazado por los ANCIANOS (es decir, las gentes llenas de experiencias); odiado por los ESCRIBAS (hasta escarnecido por ellos, es decir, por los grandes intelectuales de su época); y tercero, perseguido, odiado, maldecido, excomulgado, etc., por los FARISEOS (que son los religiosos de su tiempo).

“Tendrá que ser muerto con muerte de Cruz”; es decir, como quiera que Él ha ingresado dentro de ese Hombre Terrenal, y tal Hombre debe morir en sí mismo, aquí y ahora, por eso se dice que “ha de ser muerto con muerte de Cruz”...

Téngase en cuenta que es con la Cruz con la cual se pueden eliminar elementos indeseables; téngase en cuenta que la fidelidad al Padre se prueba con la Cruz.

Muchos son los que dicen: “Yo soy fiel a la Gnosis, yo soy firme”, pero a la hora de la hora, FALLAN CON LA CRUZ. ¿Dónde está la Cruz? En el cruce del LINGAM-YONI; fallan ahí, ahí fornican, ahí adulteran, ahí cometen sus maldades, y entonces, ¿dónde estaba su fidelidad? Y es con ese instrumento de la Cruz Sexual con el que hay que desintegrar los elementos inhumanos, y llegar a la muerte, también, del Hombre Terrenal.

Una vez que se ha llegado a la muerte del Terrenal, entonces el Hijo del Hombre Resucita a los tres días. Esos tres días son las TRES PURIFICACIONES por el Hierro y por el Fuego; esos tres días están representados con los TRES CLAVOS de la Cruz, y el INRI en sí. Es mediante esas Tres Purificaciones, a base de Hierro y Fuego, como el Hijo del Hombre puede morir y resucitar de entre los muertos.

Hay que entender todo esto con claridad meridiana; muchos son los que dicen “Yo soy fiel a la Gnosis, yo sigo al Padre”, pero cuando llego la hora de probar con la Cruz, demuestran que no son fieles, ni siguen la Senda...

D. Todo eso que usted nos está diciendo ahorita, y que es trascendentalísimo, y está conectado directamente con los festejos de la Semana Santa. Simplemente, para estudiar un poco su conexión, a lo que entendemos profanamente, ¿quisiera usted referir todo el Domingo de Ramos, las... Revelaciones Kabalisticas y Alquimicas del Patriarca ...bueno, todo lo que se relaciona con la Semana Santa, lo más sintético posible, Maestro?

M. Bueno, vamos a dar una respuesta síntesis, bastante concreta, porque el tema sobre el cual preguntas equivale a escribir varios volúmenes. En todo caso, lo que sí puedo aseverar es que la SEMANA SANTA tenemos que VIVIRLA dentro de nosotros mismos, aquí y ahora, en la GRAN OBRA.

El “GÉNESIS” de Moisés y el “APOCALIPSIS” de San Juan se complementan. Conviene que echemos un vistazo a la Biblia y que veamos la coordinación de “Génesis” y “Apocalipsis”.

Vamos a abrir, aquí, las Sagradas Escrituras. En el Génesis dice: “En el principio creó Dios los Cielos y la Tierra, y la Tierra estaba desordenada y vacía, y las tinieblas estaban sobre la faz del abismo, y el Espíritu de Dios se movía sobre la faz de las aguas. Y dijo Dios: ¡Sea la luz!, y fue la luz, y vio Dios que la luz era buena, y separó Dios la luz de las tinieblas, y llamó Dios a la luz día, y a las tinieblas llamó noche, y fue la tarde y la mañana de un día”...

Ése es el PRIMER DÍA DEL GRAN TRABAJO de la Semana Santa, en el que hay que “separar a la luz de las tinieblas”. El Iniciado tiene que BAJAR entonces A LOS MUNDOS INFIERNOS y CONOCER EL SECRETO DEL ABISMO: El Secreto de Malkuth, el Secreto de los Kliphos y de la Muerte Segunda.

“Luego dijo Dios: Haya expansión en medio de las aguas, y separe las aguas de las aguas, e hizo Dios la expansión, y separó las aguas que estaban debajo de la expansión de las aguas que estaban sobre la expansión, y fue así, y llamó Dios a la expansión Cielos, y fue la tarde y la mañana el día segundo”... Ése es el SEGUNDO TRABAJO que hay que hacer; en ese Segundo Trabajo Alquimista hay que “SEPARAR LAS AGUAS DE LAS AGUAS”.

Téngase en cuenta que cuando habla de “aguas”, se está refiriendo El Génesis a esas Aguas Espermáticas del primer instante, al Caos Metálico de la Alquimia. Es claro que en ese Esperma está, dijéramos, el “alma” del mismo semen, el Alma del Caos; esa “alma” es el Mercurio de la Filosofía Secreta.

Qué hay que “separar las aguas de las aguas”, es un hecho: Las Aguas Superiores, la “Leche de la Virgen” (como se dice en Alquimia), el Mercurio de la Filosofía Secreta o el Alma Metálica del Azogue, debe ser separada de la parte bruta mediante la Transmutación; eso es obvio.

Y son TRES TIPOS DE MERCURIO: El Mercurio en bruto o el Esperma; el Alma Metálica del Mercurio, que son, dijéramos, las corrientes sexuales, seminales, subiendo por Idá y Pingalá (ése es el Segundo Mercurio), y el Tercer Mercurio, es claro, que es ese cuando los Átomos Solares y Lunares del Mercurio hacen contacto en el Triveni, cerca del coxis y despierta el Kundalini, el Fuego Sagrado, el Azufre.

Ese Azufre fecunda al Mercurio y se forma el Tercer Mercurio que viene a penetrar por Sushumná, es decir, a ascender por la columna espinal hasta el cerebro; y es con ese Tercer Mercurio (con el Excedente de ese Tercer Mercurio) con el que viene a cristalizar el Cuerpo Astral, y mucho más tarde, en una octava superior, el Mental y muchísimo después el Causal.

Así, pues, “separar las aguas de las aguas” es indispensable mediante la transmutación. Ése es el Segundo Día de la Creación...

“Dijo también: Júntense las aguas que están debajo de los Cielos en un lugar, y descúbrase la seca. Y fue así, y llamó Dios a la seca tierra, y a la reunión de las aguas llamó mares, y vio Dios que era bueno. Después dijo Dios: Produzca la tierra hierba verde, hierba que dé semilla, árbol que dé fruto según su género, que su semilla esté en él, sobre la tierra, y fue así. Produjo, pues, la tierra hierba verde, hierba que da semilla según su naturaleza y árbol que da fruto, cuya semilla está en él según su género, y vio Dios que era bueno, y fue la tarde y la mañana del día tercero”.

He ahí, pues, el TERCER TRABAJO: LA CREACIÓN DEL CUERPO ASTRAL, del Vehículo Sideral, el cual debe “llegar a tener fruto”. ¿Y cuándo tiene “fruto”? Cuando ya es un Vehículo de Oro Puro, es cuando ya ha tenido “fruto” el Cuerpo Astral, en él está, dijéramos, la vida, en el Tercer Vehículo...

“Dijo luego Dios: Haya lumbreras en la expansión de los Cielos para separar el día de la noche, y sirvan de señales para las estaciones, para días y años, y sean por lumbreras en la expansión de los Cielos para alumbrar sobre la Tierra, y fue así, e hizo Dios las dos grandes lumbreras: La lumbrera mayor para que señorease en el día y la lumbrera menor para que señorease en la noche. Hizo también las Estrellas y las puso Dios en la expansión de los Cielos para alumbrar sobre la Tierra, y para señorear en el día y la noche y para separar la luz de las tinieblas. Y vio Dios que era bueno, y fue la tarde y la mañana del día cuarto”.

Aquí es cuando ya uno viene, pues, a darle forma, propiamente dicho, a LA INICIACIÓN CUARTA, cuando ya viene, pues, propiamente dicho, el poseer ese VEHÍCULO DE LA MENTE, cuando lo viene a Cristificar en la Gran Obra (y eso es importantísimo)...

Y entonces esas “señales” que se ven arriba: El Sol, la Luna, las Estrellas y toda esa cuestión, se refiere a LA SABIDURÍA HERMÉTICA; porque en el Mundo de Netzach es el Mundo de la Sabiduría Hermética, ahí es donde encuentra uno el Conocimiento Hermético. De manera que resulta muy interesante eso del CUARTO DÍA, que tiene que ver con la Cuarta Iniciación...

Continuando, veremos lo siguiente: “Luego dijo Dios, produzcan las aguas seres vivientes, y aves que vuelen sobre la tierra, en la abierta expansión de los cielos. Y creó Dios los grandes monstruos marinos y todo ser viviente que se mueve, que las aguas produjeron según su género, y toda ave alada según su especie, y vio Dios que era bueno, y Dios los bendijo diciendo fructificad y multiplicaos, y llenad las aguas de los mares, y multiplíquense las aves en la tierra. Y fue la tarde y la mañana del día quinto”...

Bien se sabe que en la QUINTA INICIACIÓN (que corresponde al MUNDO CAUSAL), tiene uno que HACERSE AMO DE LOS ELEMENTOS, aprender a manejar todo aquéllo que tenga vida, hacerse Señor del Fuego, de los Aires, de las Aguas y de la Tierra; aprender a manejar los Poderes de la Naturaleza, pero eso solamente es posible trabajando uno sobre sí mismo.

Por eso decía que antes de intentar manejar los Elementos de la Naturaleza (los Elementales del Fuego, del Aire, del Agua, de la Tierra), tiene uno que MANEJAR LOS PROPIOS: Aprender a manejar los Elementales Atómicos del Esperma; aprender a manejar los Elementales Atómicos del Fuego Sexual; aprender a manejar los Silfos de la propia Mente, los Silfos Atómicos de la Mente (o sea hacerse amo de su propia Mente), y aprender a manejar también los Gnomos Atómicos que forman la carne y los huesos; hacerse amo de los Elementales Atómicos dentro de sí mismo...

Sólo quien se hace amo de su propio cuerpo puede hacerse amo de la Naturaleza. No podría uno llegar a manejar los Elementales del Universo si no ha manejado sus propios Elementales Atómicos, los de su cuerpo. Todo eso se aprende en el QUINTO DÍA de la Creación.

“Luego dijo Dios: Produzca la Tierra seres vivientes según su género, bestias y serpientes y ani-males de la tierra según su especie. Y fue así, e hizo Dios animales de la tierra según su género, y ganado según su género, y todo animal que se arrastra sobre la tierra según su especie, y vio Dios que era bueno. Entonces dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza, y señoree en los peces del mar, en las aves de los cielos, en las bestias, en toda la tierra y en todo animal que se arrastra sobre la tierra. Y creó Dios al hombre a su imagen, a imagen de Dios lo creó, varón y hembra los creó (es muy importante eso ¿no? Indudablemente, que es bastante importante). Y los bendijo Dios y les dijo: Fructificad y multiplicaos, llenad la Tierra y sojuzgadla, y señoread en los peces del mar, en las aves de los cielos y en todas las bestias que se mueven sobre la Tierra. Y dijo Dios: Y he aquí que os he dado toda planta que da semilla, que está sobre toda la Tierra, y todo árbol en que hay fruto y que da semilla, os serán para comer, y a toda bestia de la tierra, y a todas las aves de los cielos, y a todo lo que se arrastra sobre la tierra, en que hay vida, toda planta verde les será para comer, y fue así. Y vio Dios todo lo que había hecho, y he aquí que era bueno en gran manera, y fue la tarde y la mañana del día sexto”...

De manera que Dios, VARÓN y HEMBRA los creó. Pero, ¿Cuándo es que se pasa, verdaderamente, a ser Varón y Hembra? ¿Cuándo es que se fusionan los Principios Masculinos y Femeninos de la Seidad?

Téngase en cuenta que ése es el trabajo del SEXTO DÍA en Alquimia, pertenece el Sexto Trabajo, en que BUDDHI, la WALKIRIA, después de haberse desposado con el CABALLERO, con el Alma Humana, SE FUSIONAN mediante el Fuego, integralmente. Entonces queda el HOMBRE ANDRÓGINO PERFECTO. Sí, pero perfecto: Varón y Hembra, con Poderes sobre el fuego, sobre los aires, sobre las aguas, sobre la tierra, y sobre todo lo que es, ha sido y será. Es el último día de la Creación...

“Fueron acabados los Cielos y la Tierra, y todo su ornamento; acabó Dios en el día séptimo la obra que hizo y reposó el día séptimo de toda la obra que hizo. Y bendijo Dios al día séptimo y lo santificó, porque en él reposó de toda la obra que había hecho en la Creación”...

Cuando se hace el SÉPTIMO TRABAJO, el SÉPTIMO DÍA de la Semana Santa, LA OBRA QUEDA CONSUMADA (“¡consumatum est!”, “¡todo se ha consumado!”); entonces es la SUPREMA ENTREGA DEL ESPÍRITU AL PADRE.

Más tarde, en el OCTAVO DÍA, EL PADRE RESUCITA EN EL HIJO (en el Hijo resucita el Padre), SE LEVANTA DE ENTRE SU SEPULCRO DE CRISTAL, después de la RESURRECCIÓN DE LOS MUERTOS; pero ese trabajo todo, en sí, forma la Semana Santa...

Hemos mirado esto desde el ángulo del Génesis, porque con las mismas Leyes que el Logos (Unidad Múltiple Perfecta), usó para crear este Sistema Solar, esas mismas tiene que usar el Alquimista para crear su Universo Interior (para llegar a tener realidad, para crear el Universo propio), son las mismas Leyes...

Al trabajar uno con la Alquimia, está trabajando con las mismas Leyes con las que el Creador creó el Universo. Aún más: Está ampliando la obra del Creador, porque la obra del Creador queda ampliada cuando nace un nuevo Maestro.

De manera pues, que se consuma la Obra y se llega así a lo que se quiere: El Creador, el Logos, quiere, en última instancia, que de todo eso resulten los Adeptos Autorrealizados, los Hombres Resurrectos, Los Dioses; ésa es la consumación de su obra.

Ese GÉNESIS está íntimamente RELACIONADO CON EL “APOCALIPSIS” de San Juan, con los SIETE SELLOS, como con las SIETE TROMPETAS que cada Ángel va a tocar...

El Iniciado, cuando recibe la INICIACIÓN DE MALKUTH, incuestionablemente rompe el Primer Sello; cuando pasa por la de YESOD rompe el Segundo Sello del Libro Sagrado, que es el Hombre; cuando pasa por la Tercera Iniciación rompe el Tercer Sello; cuando pasa por la Cuarta rompe el Cuarto Sello; cuando pasa por la Quinta rompe el Quinto Sello; cuando pasa por la Sexta rompe el Sexto Sello y se ha consumado la Obra, porque el Séptimo es de descanso, de oración, de

meditación, de súplica, como se ve ahí, en El “Apocalipsis” de San Juan. Es claro que al romperse el Séptimo Sello, la Obra está ya, de hecho, consumada (el Octavo Día es siempre para resucitar).

Uno tiene que VIVIR EL GÉNESIS EN LO INDIVIDUAL O EN LO COLECTIVO. Lo vive en lo colectivo con la Creación del Universo, como Partícula Divina que viene a esta Creación.

Ahora, el APOCALIPSIS, uno tiene que vivirlo individualmente o lo vive colectivamente. Colectivamente es el Libro de la Vida, el Libro de la Sabiduría, y a través de la historia se va rompiendo cada sello. Por estos tiempos está ya para romperse el Último Sello... Por lo menos el Sexto Sello, el penúltimo; es decir, la humanidad está viviendo el Apocalipsis colectivamente...

Si el Alquimista tiene que hacer Oro (no solamente crear los Cuerpos Existenciales Superiores del Ser, sino que además, tiene que convertir esos Cuerpos en Oro Puro antes de puedan ser “tragados” por la Serpiente), así TAMBIÉN EL LOGOS QUIERE UNA EDAD DE ORO; y para poder tener el Logos una Edad de Oro tiene que hacer lo mismo que hace el Alquimista en su laboratorio, arrancando sello por sello.

Así el Logos tiene que hacerle vivir a la humanidad, en toda la naturaleza, hacerle vivir o ir arrancando cada Sello. Ya claro, que cuando termina, cuando se rompe ya el Sexto Sello, la Obra queda, prácticamente, terminada, ¿no? Viene la Catástrofe Final; y con la ruptura del Séptimo Sello ya no queda nada de todo lo que había. Por último viene la Resurrección del Logos en todo lo creado, en toda la Naturaleza, y es cuando es la Nueva Edad: la Edad de Oro...

Así como el Hombre para poder hacer Oro (hablando en Ciencia Alquimista) necesita romper los Siete Sellos, así también el Logos (para poder hacer una Edad de Oro) necesita que toda la humanidad rompa los Siete Sellos, que toda la Naturaleza los rompa, y entonces se hace la Edad de Oro; pero tiene que hacer pasar todo esto por un Apocalipsis tremendo y espantoso.

De manera que, o vivimos El Apocalipsis individualmente o nos toca vivirlo colectivamente. ¡MEJOR, VIVIRLO INDIVIDUALMENTE, que nos da el triunfo!: Fijamos el Oro en nosotros mismos, logramos, nosotros, conseguir, pues, el VELLOCINO DE ORO de los antiguos...

O nos lo toca vivir colectivamente, con el Gran Apocalipsis Mundial para los Mundos Infiernos, a pasar por la Muerte Segunda para tener derecho, más tarde, de vivir en la Edad de Oro como Esencias Puras en nuevos organismos, ¡claro, sin Autorrealización! Simples Elementales... Revelaciones Kabalisticas y Alquimicas del Patriarca ...para una Nueva Edad de Oro... Así pues, de todas maneras tenemos que vivir el Gran Libro y romper sus sellos...

La Semana Santa, si se llama “Santa” es por eso, porque es la Semana en la que tiene uno que vivir el DRAMA CÓSMICO, y cada día de esos equivale a largos períodos de trabajo. Pero, al fin y al cabo, LA GRAN OBRA SE RESUME siempre, simbólicamente, EN EL LIBRO DE JOB, en los OCHO AÑOS DE JOB (son el súmmum o el extracto en sí), pero en su conjunto, la Gran Obra, pues, aunque se resuma en Ocho Días, en Ocho Años totalmente (junto con la Resurrección y todo), es decir, en la Semana Santa puede durar muchos años, ¿no?

En todo caso, CADA CUAL TIENE QUE VIVIR SU SEMANA SANTA, ¿no es cierto? El Hijo del Hombre vive la suya; cuando el Hijo del Hombre nace en el “pesebre”, él debe vivir su Semana Santa, hacer todo el trabajo en su Semana Santa...

Al pueblo no se le puede explicar todo esto, porque el pueblo no entiende. Al pueblo se le da la “corteza”, la “cáscara” de la Enseñanza, pero a los Iniciados se les enseña la “carne de la Doctrina”, se les da a “comer” la Doctrina...

D. La visita a las Siete Iglesias se refiere a nuestros Siete Chakras?

M. ¡Pues, claro está que sí!...

De manera que el Cristianismo tiene dos aspectos: El CRISTIANISMO EXOTERICO o público, para el pueblo, y el CRISTIANISMO ESOTERICO o Sagrado para los Iniciados...

D. Venerable Maestro, para hacer conciencia de nuestro trabajo, quiero preguntaros: ¿Si el Bodhisattva (aunque sea caído) tiene que formar el Cuerpo de la Voluntad Consciente, o sea el Cuerpo Causal, para que entre Tiphereth?

M. Bueno, el Bodhisattva, siendo Bodhisattva, pues, no tiene por qué entrar a crear el Cuerpo Causal, puesto que se sabe que es un Bodhisattva, es decir, el Alma Humana de un Maestro; ya se entiende que esos vehículos los creó en el pasado. Empero, TIENE QUE ENCENDER EL FUEGO en sus vehículos, RESTAURAR EL FUEGO en cada uno de sus vehículos, y después REGENERAR EL ORO en sus Cuerpos. Conseguido eso, pues, el Bodhisattva se levanta.

Pero bien, no yendo tan lejos sino empezando por la base, diríamos que DESPUÉS DE HABERSE encendido el Fuego en cada uno de los vehículos, después de haberse RESTAURADO, dijéramos, EL PRINCIPIO ÍGNEO en los Cuerpos Físico, Vital, Astral, Mental y Causal, SI EL PADRE QUIERE, si es su voluntad, PUEDE ENVIAR A TIPHERETH a nacer en el “establo interior”.

Pero entiendo que esto es una Gracia del Altísimo; porque alguien puede haber alcanzado, repito, la Quinta Iniciación del Fuego, y sin embargo, no por eso, el Niño (que lleva la Divina Madre en sus brazos) haya penetrado en sus vehículos, en el “establo”. Empero, si se le anhela de verdad, si se quiere trabajar por la humanidad, pues se puede conseguir que el Hijo del Hombre venga al mundo, y si es la voluntad del Padre...

D. Venerable Maestro, concretamente, el Alma..., cuando un Iniciado tiene formado el Cuerpo Causal, ¿logra entonces la formación del Alma Humana, o Tiphereth es el Alma Humana?

M. Pues el Alma Humana, propiamente, está en el mismo Causal, ¿no? Una fracción del Causal es lo que constituye el Buddhata, la Esencia. En el Bodhisattva, pues, ese Buddhata o Esencia es el Embrión Áureo ya organizado...

En todo caso, debemos tener en cuenta lo que ya dije al principio, y que es demasiado sutil, que fácilmente se presta a confusión la cuestión aquélla del Cuerpo Causal y el Tiphereth Crístico. Es tan sutil y fino, que puede uno equivocarse, puede uno “confundir la gimnasia con la magnesia”...

EL TIPHERETH, o sea ya, LA EXPRESIÓN VIVA DEL CRISTO ÍNTIMO, se halla MUY CORRELACIONADA, pues, CON EL CAUSAL, CON EL ALMA HUMANA; viene a formar parte íntegra con el Alma Humana, pero cuando es la voluntad del Padre, cuando el Hijo del Hombre viene al mundo...

Creo que ya lo han entendido ustedes, aunque es muy fino esto, porque resulta que hay que tener una Mente muy elástica, muy dúctil, y muy receptiva, para poder entender esto.

D. Bueno, en síntesis, Maestro, ¿para lograr la Iniciación de Tiphereth, hay que tener los Vehículos Solares?

M. Pues, incuestionablemente, si uno no posee los Cuerpos Existenciales Superiores del Ser, no podría jamás alcanzar la Iniciación de Tiphereth.

D. ¿Cuál es el origen de nuestra Esencia, Maestro? Nosotros que deseamos levantarnos, ¿por qué no lo hemos hecho antes?

M. Bueno, con el mayor gusto voy a dar respuesta a todo eso... LA ESENCIA VIENE DE LA VÍA LÁCTEA (estoy hablando en síntesis), llega al Sol y luego, por último, penetra en la Naturaleza. En principio se manifiesta como un simple Elemental Primigenio, ¿no? Asciende a través de las Etapas Mineral, Vegetal y Animal, hasta penetrar, por último, en el cuerpo del “humanoide” o del “mamífero racional”...

Es claro que la Esencia necesita convertirse en el Embrión Áureo, necesita trabajar para crearse los Cuerpos Existenciales Superiores del Ser y transformarse en Bodhisattva.

Cuando la Esencia no logra, pues, su cometido en el Primer Ciclo de Manifestación, que es de 108 Vidas, entonces tiene que descender dentro las entrañas de la Tierra en procesos involutivos, con el propósito de eliminar los elementos inhumanos o agregados psíquicos en que viene a quedar embotellada debido a los errores.

Una vez que ha pasado por la Muerte Segunda, ella asciende otra vez a la superficie del mundo para reiniciar nuevos procesos evolutivos desde del mineral.

Incuestionablemente, esos nuevos procesos tienen como punto de partida una espira más alta dentro de la GRAN ESPIRAL DE LA VIDA: Empezará o retornará, o reiniciará sus procesos evolutivos, otra vez, desde el mineral, pero en una octava superior, ya no como un simple Elemental Inferior, sino como un GNOMO SUPERIOR, hasta reconquistar otra vez el Estado Humanoide (después de haber pasado por las Escalas Vegetal y Animal). Bien, se le asignan, como ya sabemos, las 108 Existencias. Si no logra el triunfo, el proceso se seguirá repitiéndose así durante 3.000 Ciclos (Ciclos o Ruedas de Manifestación, o Edades)...

Bien, ustedes, pues, LOS QUE NO SON BODHISATTVAS todavía, SE DEBE A QUE NO TRABAJARON EN ESE SENTIDO, no llegaron a esas alturas en pasados Ciclos de Manifestación, pero ahora mismo pueden convertirse en Bodhisattvas si se lo proponen.

En todo caso, no olviden el origen de la Esencia: Viene de la Vía Láctea, pasa al Sol y por último entra aquí, en nuestra Naturaleza, en nuestro mundo. Claro, si pensamos en que la Vía Láctea tiene como capital central a SIRIO, no están equivocados esos Esoteristas que piensan que nosotros vamos hacia Sirio. Es verdad: ¡Hacia Sirio vamos!...

D. ¿Y cuándo salieron de la “Vía Láctea” nuestras Esencias?

M. Pues, eso fue ya, EN EL AMANECER DE LA VIDA, ¿no? Pensemos en que esas Esencias tuvieron que involucionar primero, descender hasta el mineral, formando parte de muchos Principios, dijéramos, en los Mundos Superiores. Al llegar al Estado Mineral, reiniciaron un ascenso evolutivo, comenzaron como Esencias Primitivas...

Obviamente, ustedes ya han hecho el ciclo varias veces; han pasado varias veces no solamente por las “Ruedas del Molino”, sino también por cada una de las “muelas” de las “Ruedas del Molino”, varias veces...

D. ¡Ya tiene “colmillo” los muchachos!...

M. ¡Eso es obvio! Ahora, naturalmente, tienen que aprovechar este Ciclo de Manifestación para lograr su Autorrealización, y sobre todo, en momentos en que estamos viviendo las partes finales del Apocalipsis Colectivo o Mundial.

Sería lamentable que ustedes, en estos momentos, no se Autorrealizaran, porque tendrían que descender a las entrañas de la Tierra y en muy mala hora, junto con toda esta catástrofe mundial. Yo les aconsejo, pues, que de una vez por todas se conviertan en Bodhisattvas.

D. ¿Podría usted explicarnos en forma más o menos breve, cómo se originó el Gobierno de este Sistema Solar de Ors y quién lo gobierna?

M. “En el principio era el Verbo, y el Verbo estaba con Dios, y el Verbo era Dios. Por él todas las cosas fueron hechas, y sin él, nada de lo que es hecho, hubiera sido hecho”... Así, pues, el Universo ESTÁ GOBERNADO POR EL VERBO; el Verbo es el Ejército de la Voz, la Gran Palabra, el Demiurgo Arquitecto, el Archeaus.

Cada uno de los Verbos (hablando ya por separado, puesto que el Logos es Unidad Múltiple Perfecta) tiene su Misión, su Labor, su Ministerio, en relación con este Sistema Solar de Ors, y todo el conjunto de los Elohim (o Elojim, para hablar más claro, que forman el Ejército de la Gran Palabra, el HERU-PA-KHRAT), constituyen en sí mismos el Gobierno de nuestro Sistema Solar de Ors. Ésa es, pues, mi respuesta...

D. ¿ Revelaciones Kabalisticas y Alquimicas del Patriarca ...y Jesucristo crucificado?

M. Bueno, téngase entendido que EL CORDERO PASCUAL ES EL AGNUS DEI, EL FUEGO SAGRADO, que está inmolado en la Naturaleza, que subyace en toda materia orgánica e inorgánica... (El Sacrificio del Segundo Logos, del Chrestos). Por eso es que sobre la cruz del Redentor está la palabra “INRI” que significa: “Ignis Natura Renovatur Integram”, “el Fuego renueva incesantemente la Naturaleza”.

Resulta maravilloso saber que el Segundo Logos, el Agnus Dei o el Fuego Sagrado, esté realmente inmolado en el fondo de toda esta Creación; es sabido que subyace en el fondo, repito, de toda materia orgánica e inorgánica.

Si golpeamos dos piedras veremos saltar la chispa, el Fuego. Así pues, el Fuego está en todo; el mismo hielo quema (es Fuego en otra forma). No podría existir la Naturaleza sin el Fuego. Lo primero que existe siempre es el Fuego. Que el Fuego se convierte en Aire, y que el Aire en Agua, y el Agua en Tierra, es verdad, pero siempre queda el Fuego como centro, como base. Así pues, ése es el Agnus Dei, “el Cordero Inmolado, que borra los pecados del mundo”. Porque sólo mediante el Fuego podemos limpiarnos toda mancha, podemos eliminar todos nuestros errores, incinerarlos...

D. Revelaciones Kabalisticas y Alquimicas del Patriarca

M. Se entiende que el Fuego es completamente sexual, tú lo sabes...

D. Maestro, ¿las Gunas inician la manifestación de todo lo creado?

M. Las TRES GUNAS son SATTVA, RAYAS y TAMAS, o sea, Armonía, Emoción e Inercia. Cuando se hallan en perfecto equilibrio tenemos la Noche del Gran Pralaya; pero CUANDO SE DESEQUILIBRAN LAS GUNAS, VIENE LA MANIFESTACIÓN CÓSMICA...

Ahora bien, ¿por qué se desequilibran las Gunas? Eso es algo importantísimo. ¿Por qué viene un Maha-Manvantara? POR EL KARMA DE LOS DIOSES, ¿verdad? ¿No será un Karma Inferior? ¡No!, ése es Karma Superior que corresponde a la Ley de la Katancia, eso es obvio...

Nosotros, realmente, no debemos jamás tener orgullo. Si examinamos nuestra vida, la descubrimos llena de lacras, de errores. Si revisamos nuestras vidas anteriores, son todas llenas de muy graves errores. Ahora bien, si consideramos a lo Divinal en nosotros, descubrimos que como trabajadores de la Gran Obra, estamos en un proceso de Reintegración: Lo que queremos es reintegrar los Diez Sephirotes de la Kábala.

¿Quién hace el trabajo de REINTEGRACIÓN DE LOS DIEZ SEPHIROTES? ¡TIPHERETH, el Hijo del Hombre! Por eso es que el Hijo del Hombre debe venir al mundo, para hacer su Obra, Él necesita reintegrar los Diez Sephirotes. Una vez reintegrados, todos los Diez, constituyen, en sí mismos, un Átomo con diez características, un Átomo Inefable que ha de sumergirse, naturalmente, dentro del seno del Omnimisericordioso y Eterno Padre Cósmico Común...

¿Quién es el Eterno Padre Cósmico Común? El ABSOLUTO INMANIFESTADO, SAT. Pero no debemos mirar al Absoluto Inmanifestado en esa forma tan fría como lo ven los Orientales. Él, en sí mismo, es el Padre de todos los Padres, es lo que es, lo que siempre ha sido y lo que siempre será: El Omnimisericordioso, el Omnipresente, la Infinitud de todo lo sustenta. En su seno somos únicamente, cada uno de nos, un simple átomo. El día que logremos integrarnos, seremos un Átomo Luminoso entre el seno sublime del Eterno Padre Cósmico, pero nada más que eso: un átomo...

Sucede que cuando uno quiere ser algo más que un simple átomo dentro del seno de Aquello que no tiene nombre, entonces, de inmediato, cae en el Mundo de las 3 Leyes, y después en el de las 6, y posteriormente en el de las 12 y en el de las 24; y si su orgullo es muy grande, caerá en el mundo de las 96 y se seguirá sumergiendo hasta la Muerte Segunda...

El error grave de aquellos Átomos Divinales, llamémoslos, Elohim, Dioses (o como se quiera), es querer ser algo más que un simple átomo dentro del seno de Aquello que no tiene nombre.

Si se contentara uno con ser lo que es (un simple Átomo Divino entre el seno del Eterno Padre Cósmico Común), se convertiría, de hecho, en un PARAMARTHA-SATYA, sumergiéndose cada vez en Estados más y más profundos, dentro del seno del Eterno Padre Cósmico Común; gozaría de Estados de Felicidad infinita, inagotable.

Pero ES ESTE DESEO DE SER ALGO MÁS, EL QUE LO TRAE A UNO A LA MANIFESTACIÓN; tal progresivo deseo, en un principio, origina el PROTOCOSMOS: El Mundo de las 3 Leyes. Conforme el deseo se va haciendo aún más progresivo (el deseo de resaltar, de ser alguien o algo), viene un Mundo de 6 Leyes, y luego el de 12, y luego el de las 24, y así sucesivamente.

Así pues, el Universo, propiamente dicho, resultó del Karma de los Dioses, y EL KARMA ES EL PRODUCTO DE LA IMPERFECCIÓN; y es por esta imperfección que uno quiere ser más de lo que es. Pero, aunque diga que él es más, nunca es más de lo que es; ésa es la verdad.

Por eso, morir en sí mismo es indispensable. Y si queremos algún día alcanzar la Liberación definitiva, si queremos algún día sumergirnos, de verdad, entre el seno del Eterno Padre Cósmico Común, pues, desde ahora mismo debemos preocuparnos por la eliminación radical del orgullo. Así pues, hay que poner mucha atención a esto...

D. Nos gustaría, ¿a ver si fuera posible nos explicara un poco más a fondo la cuestión de las Tres Gunas? Usted nos explicó las Tres Gunas a Escala, pues, Cósmica, Universal, pero nos gustaría saber ¿sí esas mismas Tres Gunas, pues, en la escala nuestra están y en qué consiste su manifestación?

M. Bueno, hay que aclarar más... Indudablemente que las Tres Gunas: Sattva, Rayas y Tamas, dije que durante la Noche Cósmica se hallan en perfecto equilibrio; luego hablé también sobre lo que somos: Afirmé que cada átomo de lo Divinal debe sumergirse entre del seno del Eterno Padre Cósmico Común; cuando uno no quiere estar más sumergido en un Pralaya: SER MÁS DE LO QUE ES, resaltar, subir al tope de la escalera, hacerse sentir, ser alguien o algo, de hecho, de inmediato cae al Mundo de las Tres Leyes porque se produce un desequilibrio: EL DESEQUILIBRIO DE LAS GUNAS.

Tal desequilibrio, se hace colectivo cuando se trata de todos los Dioses, los que organizaron o que dieron origen a esta Gran Creación. Ese desequilibrio de las Gunas, en el Sistema Solar de Ors (en el cual vivimos, nos movemos y tenemos nuestro Ser), se debió a que aquellos Átomos Divinos del Ain, del Inmanifestado, quisieron ser alguien o algo; su deseo, pues, originó el desequilibrio de las Gunas, cayeron en el Mundo de la Manifestación. Así fue cómo surgió el Universo: PRODUCTO DEL KARMA Y DEL ERROR.

También sabemos que Sattva es la Armonía, que Rayas es la Emoción y que Tamas la Inercia. Y es claro que ESAS TRES GUNAS EXISTEN EN LA PRAKRITI, están saturando todo el Principio Universal (lo que es, ha sido y será). En todo existen estos Tres Elementos: Los hay en los alimentos, los hay en los átomos, los hay en las moléculas, los hay en los organismos; en todas partes están estos Tres Principios...

Para poder gozar de la Noche Cósmica, sin estorbo de ninguna especie, se necesita que las Tres Gunas queden en perfecto reposo. Y las Tres Gunas quedan en perfecto reposo, cuando los Inefables (aquellas partículas que forman el Ejército de la Voz), se sumergen tranquilos dentro del seno del Eterno Padre Cósmico Común...

Dura la Noche Cósmica hasta el momento en que tales Partículas Divinas, tales Átomos, despiertan y quieren ser algo o alguien; entonces, de inmediato, caen en el Mundo de las 3 Leyes. Así se desequilibran las Gunas, y por eso es que ellos caen en el Mundo de las 3 Leyes y después en el de las 6, y luego en el de las 12, y así sucesivamente.

No se desequilibrarían, en sí mismas, las Tres Gunas, si ellos no quisieran ser algo o alguien. Por eso nosotros desde un principio, si queremos alcanzar la verdadera Libertad que está en el Eterno Padre Cósmico Común, debemos, ante todo, no querer ser algo más, no desear subir al tope de la escalera, ni hacernos sentir...

D. Maestro, ¿el Mundo de las 3 Leyes, es el del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo? [Esta persona interrumpe al Maestro, y el Maestro continúa con lo que estaba diciendo].

M. LO IMPORTANTE EN LA VIDA ES MORIR SIEMPRE, morir, y morir, y morir... Y un día, cuando ya los Diez Sephirotes en cada uno de nosotros estén completamente integrados, podremos sumergirnos entre el seno del Eterno Padre Cósmico Común, entonces, si verdaderamente ya no deseamos existir, si todo deseo de vida “sensiente” ha terminado, pues, gozaremos de la Dicha Infinita para siempre...

D. Venerable Maestro, ya que el hermano E. V. nos pregunta sobre las Tres Gunas (que son las tres partes), ahora me quiero referir a la parte media, a las Vrittis o Vitris, es decir, ¿ella es la Raíz del Cosmos, es la Raíz del Ser? ¿O es el Fuego, digamos, que nos puede ayudar a volver a Lo Primordial?

M. Bueno, la Serpiente Ígnea de nuestros mágicos poderes está enrollada, naturalmente, tres veces y media dentro del Chakra Muladhara, en el coxis. De allí debe despertar para subir por la espina dorsal; pero se dice que está enrollada tres veces y media; LA MEDIA PERTENECE A LOS VRITTIS; esos Vrittis, no son otra cosa sino, sencillamente, lo que podríamos denominar nosotros “los KLIPHOS de la Kábala hebraica”. Entonces hay que tener en cuenta eso...

D. Venerable Maestro, entonces los Vrittis, ¿no son la Divina Madre?

M. NO, LA DIVINA MADRE, en sí misma, LOS SIMBOLIZA; simboliza la existencia de las Tres Gunas y simboliza también a los Vrittis que forman parte de los Kliphos, y de la vida sensiente, o de los procesos Sublunares, ¿no?

D. Maestro, ¿cómo simbolismo, qué parte primordial representa a la Divina Madre? Porque si Sattva es Armonía o Pureza, ¿si un Iniciado, por ejemplo, está en Estado de Pureza, especialmente en el Estado de un Maestro? Nosotros siempre estamos en otro estado y muy rara vez estamos en un Estado Sáttvico, entonces ¿hay cierta particularidad especial en los átomos de la Divina Madre, digamos, especialmente en el Sattva o en las tres partes de las Tres Gunas?

M. LAS TRES PARTES SON NECESARIAS: Sattva, Rayas y Tamas, PERO CUANDO ESTÁN EN PERFECTO EQUILIBRIO son maravillosas. Sattva es Armonía; Rayas, la Emoción que se convierte en el Alma Pura, en aquel tipo de vibración inefable, y la Inercia, pues, propiamente, ya mirada desde un ángulo superior, es el reposo profundo entre el seno del absoluto.

Pero en el Mundo de la Manifestación, la Inercia es Inercia; una piedra está inerte; el hombre que no trabaja sobre sí mismo es un hombre inerte; eso es un hecho. La Emoción Pura del Alma puede transformarse en las bajas emociones del Mundo Físico. La misma Armonía de por allá arriba, se convierte en la desarmonía de acá abajo. Así pues, hay que tener en cuenta todos esos factores...

D. En fin, la Divina Madre, entonces ¿sería un triángulo de estas Tres Gunas?

M. LA DIVINA MADRE ESTÁ POR ENCIMA DE LAS TRES GUNAS. Ella es lo que es, lo que ha sido y lo que siempre será; ella es la Esposa de Shiva, la Esposa del Tercer Logos. Que existan tales cualidades en la Prakriti, durante la Manifestación, eso es otra cosa, pero ella está más allá de tales cualidades. Ella es Brahma en el fondo...

D. Venerable Maestro, de hecho y por derecho, mediante su plática, ¿se puede considerar que no tenemos encarnada a la Divina Madre, si no únicamente son las cualidades de la Divina Madre las que están en nosotros?

M. Pues ESTÁN EN TODA LA NATURALEZA, PERO LA DIVINA MADRE SE ENROSCA EN NOSOTROS TRES VECES Y MEDIA, es el Fuego Sagrado depositado en el Muladhara...

Ahora, ya, esa palabra, “encarnar”, ésa es la palabra tenemos que saberla medir, poco a poco. ¿Qué es lo que se llama “encarnar” y qué es lo que no se llama “encarnar”? Para que la Divina Madre, pues, pueda, expresarse a través de un Hombre, definitivamente, pues, tendrá ella que “tragarse” al Hombre, y mientras no se lo trague no se podrá expresar totalmente en un Hombre, ¿no?

La Serpiente tiene que tragarse al Iniciado; solamente cuando la Serpiente se “devora” al Iniciado, entonces queda la Serpiente manifestándose sin intervenciones, dijéramos, de ninguna especie; pero la Serpiente tiene primero que tragarse al Iniciado...

D. Maestro, ahora le entendemos bien, de acuerdo a su plática, ¿qué hay concretamente entonces en nuestro Centro Coxígeo o en el Chakra Muladhara, con relación a la Divina Madre?

M. ESTÁ EN ESTADO POTENCIAL LA DIVINA MADRE, está enroscada la Serpiente, aguardando el instante en que pueda no solamente subir por la espina dorsal, sino tragarse al Iniciado también, ella aguarda...

D. En Estado Potencial... Entendido Maestro, muchas gracias...

M. ¡De nada!

D. Revelaciones Kabalisticas y Alquimicas del Patriarca ...Acerca de las Rondas, queríamos que nos hablara un poco. Y que no está esto muy claro todavía en nuestro entendimiento, y quisiéramos que usted nos hablara acerca de las Rondas ahora...

M. Bueno, es claro, que en principio cualquier planeta tiene una PRIMERA RONDA, cuando se convierte en una simple forma mental, ¿no? Cuando es un Planeta Mental. Ese Planeta Mental surge en una forma muy extraordinaria: El Ejército de la Voz, el Ejército de la Palabra, hace fecundas las Aguas Caóticas. En principio, fecundiza por medio de ciertos ritos y palabras sagradas, a fin de que surja la vida, ¿no?

Desde un punto de vista Alquimista resulta muy interesante saber cómo viene a surgir la vida, ¿no?: Hay que “separar las Aguas de las aguas”, porque las Aguas Básicas o Espermáticas, el Alkaest de los Alquimistas, es coexistencial con el Sat, pero en esas Aguas Primitivas, primigenias y caóticas, subyacen, dijéramos, también, el Mercurio de la Filosofía Secreta, el Alma Metálica, dijéramos, de las Aguas Caóticas...

Bueno, separar por transmutación tales “Aguas” (lo mismo que hace uno dentro del organismo), “separar las Aguas Superiores de las Inferiores”, es una labor que se realiza mediante el trabajo fecundo y creador de los Dioses Santos.

Luego que ya las Aguas Superiores han sido separadas de las Inferiores, entonces, a su vez, estas Aguas Superiores hacen fecundas a las Aguas Inferiores, y aparece, dijéramos, un Tercer tipo de Mercurio, aún más elevado, cuya cristalización viene a ser el Mundo de la Mente. Entonces aparece el planeta en su forma mental: Primera Ronda.

Segunda Ronda, cuando ese planeta se convierte en Materia Astral; Tercera cuando se convierte en Materia Etérica; Cuarta cuando se convierte en Materia Física; Quinta cuando vuelve a ser Etérica; Sexta cuando vuelve a ser Astral; Séptima cuando vuelve a ser Mental. Bueno, y viene la disolución de tal planeta, y el Gran Pralaya.

Esto que decimos para un planeta, se aplica a todo un sistema de mundos: Al Sistema Solar, y se habla así de los Grandes Días y de las Grandes Noches de Brahma. Son Siete Rondas por todo.

Total: Que ahora estamos nosotros en la Cuarta Ronda; después de que termine esta Ronda, la vida se desenvolverá en el Mundo Etérico: Quinta Ronda; después la vida se procesará en el Mundo Astral: Sexta Ronda; y después en el Mundo Mental: Séptima Ronda. Luego vendrá la disolución de este planeta y de todos los planetas del Sistema Solar; y entonces llega la Noche Cósmica, o sea, el Maha-Pralaya, la Noche Profunda...

D. ¿El equilibrio de las Tres Gunas?

M. El equilibrio..., luego VUELVEN A EQUILIBRARSE LAS TRES GUNAS.

D. ¿Digamos que faltan Tres Rondas para que llegue la Noche Cósmica?

M. Sí, estamos actualmente en la mitad del Gran Día Cósmico. FALTAN TRES RONDAS para que llegue la Noche...

D. Entonces, ¿un Día Cósmico tiene las Siete Rondas?

M. LAS SIETE RONDAS. Es una Semana de Siete Días: “La Semana Santa”. La Octava es la Gloria en el Logos, en el Absoluto, para ser más claros... “La Semana Santa”...

D. Venerable Maestro, me quiero referir en relación a los Kliphos. Nos decía usted que los Vrittis o Vitris son los Kliphos; y que los Kliphos, digamos, representan una fuerza gravitacional de pesantez en el organismo planetario y en nosotros mismos, entonces en relación digamos, a las Tres Cualidades, ¿qué fuerzas representan, especialmente, los Kliphos?

LOS KLIPHOS SON, dijéramos, LOS SEPHIROTES A LA INVERSA. Los Sephirotes en su aspecto negativo; eso son los Kliphos...

Si los Kliphos son tenebrosos, Maestro, y están metidos, mismamente, en las Tres Cualidades, ¿cómo entender esto?

Ellos NO ESTÁN METIDOS EN LAS TRES CUALIDADES, están simbolizados por la Divina Madre, y Ella los representa, y por eso se dice “tres vueltas y media”; está enroscada Ella tres veces y media; esa “media” es para simbolizar a los Kliphos...

Si les dicen “Vrittis” o “Vibración”, yo pienso muy diferente. Esos Vrittis..., la vibración es infinita, pero especificada en el caso de las tres vueltas y media, pues, representa, precisamente, la antítesis de los Sephirotes, los Sephirotes a la inversa, las Cualidades Sephiróticas a lo negativo, las VIRTUDES A LA INVERSA.

¿Cuál es la Virtud a la inversa? Tengamos, por ejemplo, la cualidad de Geburah: El Rigor, la Ley; a la inversa es la tiranía, es la dictadura. ¿De qué Región? Hay que ver a qué Región pertenece ese Sephiroth. Obviamente que Geburah es el Sexto de los Sephirotes, ¿no? Si contamos desde Malkuth hacia arriba, ¿no? Indudablemente, en esa Sexta Región encontraríamos ya a Geburah, pues, en una forma de rigor llevado al diablo, es decir, una dictadura, una tiranía terrible, espantosa...

D. ¿Un Hitler?

M. Un Hitler, un Mussolini... Así, la misma Caridad, pues, propia de un Chesed, podría convertirse, dijéramos, en la complacencia con el delito. Volverse uno complaciente con el delito es la Caridad llevada al extremo, ¿no? Es su aspecto negativo.

Por ejemplo, diríamos nosotros: “Al borracho hay que darle bastante Tequila, que siga bebiendo porque ése es su vicio, por Caridad, para que beba”... He ahí el Sephirah de la Caridad a la inversa. Las prostitutas, por ejemplo, ¿no?, muchas veces se entregan a los machos dizque por Caridad; he ahí, pues, ese Sephiroth a la inversa, ¿no?

D. Venerable, disculpe, el Sephiroth a la inversa, o sean, los Kliphos, ¿tienen relación con el Órgano Kundartiguador? Ya que entendemos ahora que los Kliphos son tenebrosos.

M. Sí, Los KLIPHOS Y EL ÓRGANO KUNDARTIGUADOR SON TODO UNO; en el Órgano Kundartiguador están los Kliphos de la Kábala hebraica. Los Kliphos son, dijéramos, las Virtudes a la inversa, al revés, eso es todo. Y, ¿dónde está el Mundo de los Kliphos? Dentro del interior de Malkuth; y ¿qué es Malkuth? Pues, todo el planeta Tierra. En el “buche” de este plantea, de esa “Gran Ballena” están pues los famosos Kliphos... Revelaciones Kabalisticas y Alquimicas del Patriarca

D. Entonces, digamos, que la Divina Madre, ¿son las Tres Cualidades?

M. La Madre Divina ESTÁ MAS ALLÁ DE LAS TRES CUALIDADES, mucho más allá de todo lo que es, ha sido, y será; es la Esposa del Tercer Logos; en el fondo Ella es también Brahma, y está más allá de las Cualidades de la Prakriti.

D. Entendido Venerable Maestro; muchas gracias... Revelaciones Kabalisticas y Alquimicas del Patriarca

Publicado en El Quinto Evangelio

ImprimirCorreo electrónico

Capitulos Relacionados

Con un click en la publicidad apoyas este proyecto

La Biblioteca Gnóstica es un servicio gratuito
Tu donativo ayuda a mantenerlo activo

Realizalo de manera segura
a traves de PayPal