EL CHAKRA CORONARIO

1- Habéis llegado a la cámara treinta y tres, ¡oh ARHAT!. Las tres cámaras altas de la cabeza han quedado ahora unidas mediante el fuego.

2- Una campana metálica hace estremecer todos los ámbitos de la tierra, y el centro coronario de tu glándula pineal resplandece entre las abrasadoras llamas de la mente cósmica.

3- Tu túnica blanca, brilla terriblemente entre el crepitar ardiente de las llamas universales.

4- Orquestas inefables resuenan en el templo, entre los grandes ritmos del fuego.

5- Esta ROSA-ÍGNEA de tu corona mental, hace resplandecer tu rostro y tus sienes augustas, entre las ondulantes llamas del mundo mental.

6- Este es el loto de los mil pétalos, esta es la corona de los santos, este es el ojo de la Polividencia, este es el ojo de Diamante.

7- Deberéis ahora, ¡oh ARHAT!, Conectar tu glándula pineal con tu glándula pituitaria, mediante el fuego.

8- Persevera y no desmayes, arroja hijo mío tu corona, a los pies del Cordero.

9- Has recibido la corona de la vida, ¡oh ARHAT!

10- Esta labor ya la habías realizado con la culebra ígnea del cuerpo físico, con la culebra ígnea del cuerpo etérico, y con la culebra ígnea del cuerpo astral.

11- Ahora hermano mío, habéis realizado esta labor con la culebra del cuerpo mental. Este es el cuarto grado del poder del fuego.

12- Más tarde, deberéis realizar idéntica labor, con la quinta, con la sexta y con la séptima culebra.

13- Son dos grupos de a tres, con la coronación sublime de la séptima culebra, que nos une con el uno, con la ley, y con el PADRE.

14- Siete veces hemos de repasar nuestras treinta y tres cámaras.

15- Los siete grados del poder del fuego están escalonados en forma espiral.

16- Ezequiel describe los siete grados del poder del fuego y las treinta y tres cámaras de nuestro templo, así:

17- "Y las cámaras eran cámara sobre cámara, treinta y tres por orden; y entraban modillones en la pared de la casa alrededor, sobre los que las cámaras estribasen, y no estribasen en la pared de la casa.

"Y había mayor anchura y vuelta en las cámaras a lo más alto; el caracol de la casa subía muy alto alrededor por dentro de la casa: por Esta es la segunda cámara alta de la cabeza, y tanto la casa tenía más anchura arriba; y de la cámara baja se subía a la alta por la del medio.

"Y miré la altura de la casa alrededor; los cimientos de las cámaras eran una caña entera de seis codos de grandor". (Vers. 6, 7, 8. Cap. 41. Ezequiel).

18- "Y díjome las cámaras del norte y las del mediodía, que están delante de la lonja, son cámaras santas, en las cuales los sacerdotes que se acercan a Jehová comerán las santas ofrendas: allí pondrán las ofrendas santas, y el presente, y la expiación, y el sacrificio por el pecado: porque el lugar es santo.

"Cuando los sacerdotes entraren, no saldrán del lugar santo al atrio de afuera, sino que allí dejarán sus vestimentas con que administran, porque son santas y vestirán otros vestidos, y así se allegarán a lo que es el pueblo". (Vers. 13 y 14. Cap. 42 Ezequiel).

19- Cada una de nuestras treinta y tres vértebras de nuestra columna espinal posee un Dios atómico de inmaculada belleza.

20- Todos los treinta y tres Dioses atómicos, resplandecen ahora abrasadoramente en la mente del ARHAT.

21- Las siete ROSAS ÍGNEAS de la médula espinal chisporrotean ardientemente con el fuego abrasador de tu canal medular, ¡oh ARHAT!

Publicado en Rosa Ignea

ImprimirCorreo electrónico

Capitulos Relacionados

Con un click en la publicidad apoyas este proyecto

La Biblioteca Gnóstica es un servicio gratuito
Tu donativo ayuda a mantenerlo activo

Realizalo de manera segura
a traves de PayPal